Los implantes dentales están cambiando la manera de vivir de la gente. Están diseñados para proporcionar una base para los dientes de reemplazo que se ven, se sienten y funcionan como dientes naturales. La persona que ha perdido dientes recupera la capacidad de comer cualquier cosa, sabiendo que los dientes parecen naturales y que sus contornos faciales se conservarán. Los pacientes con implantes dentales pueden sonreír con confianza.

¿Qué son los implantes dentales?

Tener implantes dentales es como tener dientes nuevos y permanentes una vez más. No se tienen que retirar en la noche como las dentaduras postizas ni tienen que usarse cremas para mantenerlos en su lugar, y se puede comer cualquier cosa al igual que con dientes naturales. Le dan una nueva sonrisa permanente y le rejuvenecen.

Los implantes en sí son pequeños tornillos de titanio que se insertan en el hueso maxilar donde faltan dientes. Estas fijaciones metálicas funcionan como raíces dentales artificiales. Se colocan quirúrgicamente en el hueso maxilar. El titanio se integra con el hueso, creando una base sólida para la prótesis dental. Después se conectan pequeños tornillos al implante que salen por las encías. Estos tornillos actúan como puntos fijos estables para la prótesis dental.

Los implantes también ayudan a conservar la estructura facial al prevenir el deterioro del hueso consecuente a la pérdida de dientes.

¿Por qué usar implantes dentales?

Los implantes dentales tienen varias ventajas:

  • Se ven y funcionan como dientes naturales. De hecho, son indistinguibles de los dientes reales.
  • Tener dientes hermosos le devolverá la confianza que pueda haber perdido.
  • Dan una apariencia juvenil y conservan la estructura facial mediante la prevención de la pérdida de hueso.
  • Se puede comer lo que uno quiera. Son más estables, más cómodos y más funcionales que una dentadura postiza o que los puentes. Ya no hay que usar ni cremas ni adhesivos.
  • Le permiten hablar y reírse de manera natural.
  • El sentido del gusto puede mejorar.
  • Conservan los dientes sanos.
  • Son de larga duración, a menudo de por vida.

Un cirujano ortopédico y científico sueco, el Dr. Per-Ingvar Branemark, desarrolló este concepto para la rehabilitación oral hace más de treinta y cinco años. Con su investigación pionera, el Dr. Branemark abrió la puerta a una vida de confort y renovada confianza personal para millones de personas frente a la frustración y la vergüenza de la pérdida de dientes.

El procedimiento quirúrgico

Para la mayoría de los pacientes, la colocación de implantes dentales implica dos procedimientos quirúrgicos. En primer lugar, los implantes se colocan en el hueso maxilar. Durante los primeros tres a seis meses después de la cirugía, los implantes están debajo de la superficie de las encías, uniéndose poco a poco al hueso maxilar. Durante este tiempo podrá usar una prótesis temporal y comer una dieta blanda. La dentista, a su vez, está creando nuevos dientes de reemplazo.

Después de unir el implante a la mandíbula, la segunda fase comienza. La Dra. Ornstein destapará los implantes y colocará postes pequeños que funcionarán como anclas para los dientes artificiales. Estos postes sobresalen a través de las encías. Una vez que se coloquen los dientes artificiales, estos postes no se verán. El procedimiento entero normalmente dura entre seis y ocho meses. La mayoría de los pacientes experimentan una mínima interrupción en su vida diaria.

Los avances quirúrgicos

Usando los avances más recientes en la tecnología de implantes dentales, la Dra. Ornstein puede colocar los implantes en una sola etapa. Con estos implantes no es necesario un segundo procedimiento para destaparlos, pero sí requieren de un periódo mínimo de seis semanas para sanar antes de colocarse la prótesis dental. Incluso hay situaciones en las que los implantes se pueden colocar al mismo tiempo que se realiza la extracción del diente, minimizando aún más el número de procedimientos quirúrgicos. Los avances en la tecnología de implantes dentales han permitido, en algunos casos, extraer los dientes y colocar los implantes con coronas en una sola visita. Este procedimiento, llamado “carga inmediata”, simplifica enormemente el proceso quirúrgico.

¿Quién realmente realiza la colocación de los implantes?

Los implantes son un esfuerzo de equipo entre un cirujano oral y maxilofacial y un dentista reconstituyente. Mientras que la Dra. Ornstein realiza la cirugía de implante en sí, como también las extracciones dentales iniciales y el injerto óseo en dado caso, el dentista restaurador toma medidas y hace la prótesis permanente. Su dentista también hará cualquier prótesis temporal necesaria durante el proceso de implante.

¿Qué tipo de prótesis (coronas) hay disponibles?

Una sola prótesis (la corona) se utiliza para reemplazar un diente perdido –  cada diente protésico se fija en su propio implante. Una prótesis parcial (puente fijo) puede sustituir dos o más dientes y se pueden requerir sólo dos o tres implantes. Una prótesis dental completa (puente fijo) reemplaza todos los dientes de su mandíbula superior o inferior. El número de implantes varía según el tipo de prótesis completa (removible o fija) que se recomienda. Una prótesis separable (sobredentadura) se une a una barra o aditamento de articulación esférica, mientras que una prótesis fija es permanente y sólo removible por el dentista.

La Dra. Ornstein realiza la cirugía del implante en un quirófano similar al de un hospital, optimizando así el nivel de esterilidad. La cirugía de implantes con hospitalización es para pacientes que tienen necesidades médicas o anestésicas especiales, o para aquellos que necesitan importantes injertos óseos de la mandíbula, la cadera o la tibia.

¿Es usted un candidato para los implantes?

Casi cualquier persona es candidato. Si usted es un adulto joven, de mediana edad o mayor, ya sea que usted necesite reemplazar un diente, varios dientes o toda su dentadura, existe una solución de implantes dentales para usted. Con la excepción de los niños en crecimiento, los implantes dentales son la solución predilecta para la gente de todas las edades.

¿Qué tipo de anestesia se utiliza?

La mayoría de los implantes dentales y el injerto óseo se pueden realizar en el consultorio bajo anestesia local, con o sin anestesia general.

¿Necesitan los implantes algún cuidado especial?

Una vez que los implantes estén en su lugar, funcionarán bien durante muchos años si cuida de ellos y mantiene su boca sana. Esto significa tomarse el tiempo para una buena higiene oral (cepillado y uso de hilo dental) y acudir a citas regulares con su especialista dental.

Dientes en una hora

DIENTES EN UNA HORA (TEETH-IN-AN-HOUR™) es un concepto revolucionario que proporciona a los pacientes implantes dentales plenamente funcionales en un solo procedimiento que dura aproximadamente una hora. Esta tecnología fue desarrollada recientemente por Nobel Biocare, y permite la colaboración entre ambos el médico reconstituyente y el cirujano. Esta combinación de conocimientos y experiencia no sólo logra una mayor seguridad, pero también una colocación de implantes más precisa. La fabricación de una prótesis definitiva se completa antes de la cirugía. A menudo, los pacientes pueden reanudar sus actividades normales al día siguiente.

El proceso comienza con una tomografía computarizada del hueso de la mandíbula del paciente. Esta tomografía permite la generación de un modelo en tres dimensiones de la mandíbula, que luego puede usarse con un programa de realidad virtual para planificar la colocación del implante sin la presencia del paciente. En consecuencia, se consiguen colocaciones de implantes más precisas y se requiere menos tiempo de tratamiento para el paciente en el consultorio.

Comments are closed.